kaosenlared.net

sehansuscrito163  quedan837 Objetivo 1000 suscriptor@s! 
25 Dic 2011

1936 Los liberales antifascistas de Robregordo (Madrid) Destacado

Escrito por  Eduardo Andradas
Valora este artículo
(0 votos)
Hasta Julio de 1936, el partido Unión Republicana gobernaba el municipio serrano de Robregordo

La II Republica taladro Somosierra y puso túnel de paso de Segovia a Madrid por raíl y la defensora del voto a la mujer y reputada liberal Clara Campoamor se subió al Tren y saludo a Robregordo desde la vagoneta en 1933.

Robregordo es una población limitada por la roca de la sierra y las hojas del acebo, políticamente de tradición liberal-progresista de Rafael del Riego y que en 1935 monto el comité local del Frente Popular en la casa de Alfredo Aranda y pusieron de Presidente del mismo a Francisco Gutiérrez Arribas y de Vicepresidente a Timoteo Sanz Peña, de Secretario a Alejandro Martín, tesorero Manuel Gutiérrez Arribas y como vocales Julián del Pozo Gutiérrez,  Felipe Martin Gutiérrez y Pablo Arias Sanz. Labradores, comerciantes y ganaderos, sin presencia de proletariado industrial o de braceros del campo.

Francisco Gutiérrez Arribas ocupo el cargo de alcalde de la localidad desde 1931 hasta el 24 de Julio de 1936. El día 21 de Julio el Alcalde-delegado anima a los habitantes de Robregordo a unirse a los milicianos de Buitrago y otras localidades de la Sierra a desalojar del pico del puerto de Somosierra a una escuadra de monárquicos Alfonsinos y Falangistas que lo tenían tomado desde el día 17  y del lugar salen una columna de vecinos armados precariamente con escopetas de caza y fusiles Máuser modelos de 1893, dirigidos por su primer edil. La presencia de tres columnas del coronel sublevado García Escamez y después de una escaramuza de artillería y disparos de fusilería a pie de montaña, Robregordo es conquistada al atardecer del 25 de Julio por tropas Franco-Fascistas y las fuerzas leales al Gobierno de Madrid retroceden hasta Puentes Viejas, donde fijan trinchera de linde y piedra.

 En Robregordo gobernó todo el periodo de la II Republica, el partido Unión Republicana (De Diego Martínez Barrio) y anteriormente el Partido Radical Socialista, escisiones del Partido Republicano Radical de Alejandro Lerroux y siendo el ala más liberal-demócrata la organización establecida en el municipio. Francisco Gutiérrez Arribas leal a la constitución de 1931, durante el golpe de estado de 1932 del General Sanjurjo contra la democracia y el gobierno de Manuel Azaña, tomo medidas de que la legalidad republicana no fuera alterada y mando sancionar a los derechistas   Félix Sanz Martin, Eugenio Jiménez y Martina Sanz Martin por el intento de promover  en la localidad el levantamiento pro restauración de la monarquía  y de una Junta Militar en la administración del país.

Detenido en el verano de 1936 por el ejército fascista, se evade a zona del Frente Popular en Septiembre y el 28 de Marzo de 1939 es conducido a un campo de concentración y 14 días mas tarde puesto en libertad. A últimos de Abril de ese año es enviado a la prisión de Torrelaguna a espera de juicio, en el que mostro al tribunal su ideología liberal, es excarcelado. A Timoteo Sanz de la Peña, Manuel Gutiérrez Arribas, Juan Martin Bozada se les remite a la cárcel de Burgos donde permanecen hasta el  Febrero de 1937.  Julián Gutiérrez del Pozo estuvo detenido en el penal Burgalés a fecha de 20 de Julio de 1940 y Pablo Arias Sanz salió del presidio el 22 de Diciembre de 1936. A todos ellos no se les abrió causa judicial y fueron apresados solo por mantenerse leales a la voluntad popular.

En Robregordo no existió represión de las fuerzas gubernamentales hacia los partidarios del golpe de estado de la Junta de Defensa Nacional, ni se procedió a causar ningún desperfecto en la Iglesia Parroquial, ni se atentó contra paisano o propiedad  privada alguna. Solamente se incauto de víveres y material para el mantenimiento de las milicias y fuerzas de seguridad del estado  que peleaban en los altos de Somosierra, por parte del comité de Abastos de la localidad del Frente Popular conducido por Juan Martin Martín y Julián del Pozo Gutiérrez en las tiendas del cacique local Francisco Montoya y de la derechista Magdalena Muguruza, provisiones  de alimentos destinadas al esfuerzo bélico.

Una localidad donde el obrero fabril no existía, ni tampoco  el jornalero sin tierra. De una masa laboral que trabaja el comercio, la hostelería y que explota las dehesas del municipio para el establecimiento de rebaños de ovejas, vacas y cabras y mantiene una agricultura parcelada, la opresión de la dictadura franquista se dio por igual, que en otras partes del estado en donde hubo situaciones revolucionarias. El Ejercito de ocupación fascista requiso las casas de los republicanos huidos o encarcelados de la población y las uso para dependencias y residencias de oficiales  y tropa de reserva y se obliga a los vecinos “Rojos”  a colaborar en el sostenimiento de las unidades militares acantonadas, sirviéndolas como criadas y cocineros y proporcionándolas avituallamiento durante el periodo de la Guerra. Dejando de recuerdo un piquete de Guardias Civiles de la Comandancia Rural de Madrid y una casa cuartel para vigilancia del sitio.

En Robregordo gobernó el partido liberal-republicano Unión Republicana, organización compuesta de Utilitaristas, federalistas, socialiberales y liberales descendientes del legado de  Ruiz Zorrilla, alejado de los postulados de la AIT, del socialismo obrerista de Largo Caballero y del Komintern y no se salvo de sufrir las consecuencias de la tiranía del fascismo. En la actualidad el PSOE regenta Robregordo, olvidándose del alcalde Francisco Gutiérrez Arribas, donde ningún paseo o vía  lleva su nombre, pero si existe una Calle Real.

Los liberales del ayer, son los progresistas del hoy, los liberales del hoy son los absolutistas del ayer.


Eduardo Andradas

Poeta e Investigador Histórico de la Guerra Civil de 1936-39 en la Comarca Norte de Madrid.

Blog del autor

Modificado por última vez en Domingo, 25 Diciembre 2011 14:37

You have no rights to post comments