kaosenlared.net

sehansuscrito163  quedan837 Objetivo 1000 suscriptor@s! 
31 Mar 2014

Diente de León y la fuerza conmovedora Destacado

Escrito por 
Valora este artículo
(1 Voto)
Avanzamos por las alfombras de la asfixia, una construcción sin ninguna finalidad, el egoísmo no es un fin, si un exceso; un caballo, un gato, están solos y lo soportan, esto es la heroicidad.

Un día nubloso, pero no lluvioso, la civilización escondida, la vida sentida, no hay futuro, la luz es larga y avanzaremos con la incertidumbre que es la resolución.

Observamos y modificamos pensando como conseguiremos evitar la intervención en las vidas, ansiamos evitar el caos.

Empezamos a caminar, una subida suave pero rocosa, la calma del silencio, el movimiento de lo pequeño, la huella del cielo. Somos agua y estamos en contacto con ella, no debemos preocuparnos, estamos conectados. Los árboles están curando sus heridas, el medio les protege, una especie les explota, la cantidad es respetuosa aunque también es dolorosa.

Pureza, vamos a beber de ella, escuchamos sonidos, percibimos movimientos, la atmósfera es activa y pasiva, los animales son sentimiento, observamos huellas y contemplamos seres, la imaginación nos hace correctos, el aparecer y desaparecer son una misma situación, minas abandonadas, animales explotados, destrucción creada, la búsqueda de algo para encontrar nada.

En la masa estamos seguros, el vacío nos asusta, no sabemos volar y lo deseamos tanto...; miramos y no vemos, es el miedo de la realidad. El río nos oye, el nos habla, nunca lo superaremos, la vegetación de superficie es la gran luchadora, conquista el espacio para regalarlo, es que no quiere estar sola; el Diente de León empieza a asomarse, unos brotes verdes que nos proporcionan la energía que alimenta el Tiempo, mejor lavarlos antes de comerlos.

Estamos muy altos y debemos subir un poco mas, el bosque nos protege. Pero el bosque no es exclusivo, hay muchas especies en Él, no se ven, es que los humanos les hemos quitado todo, lo mas esencial el vivir emocionalmente. Sonidos y un camino dudoso…, no es el camino, es el cuerpo miedoso, el conocimiento de lo tenebroso deja huella; tomamos la cima, a partir de aquí todo será más fácil, mas seguro.

Avanzamos por las alfombras de la asfixia, una construcción sin ninguna finalidad, el egoísmo no es un fin, si un exceso; un caballo, un gato, están solos y lo soportan, esto es la heroicidad. Un ser sintiente nos localiza y decide unirse, la aceptación es justicia, agua fría, vegetación y nadie mas, somos cuatro y vamos a continuar; un quinto nos analiza y sabe que debe continuar solo.

El cansancio nos conmueve y la barrera es nuestro punto de referencia, llegamos a ella y todo va a ser más evidente, abandonamos el mundo de las emociones para regresar al abuso, es conceptual y real, nadie ni siquiera se lo imagina. Vamos a subir al coche y nuestro amigo nos acepta y también se sube, Universo,  la inteligencia es total, porque los humanos no lo queremos aceptar?.

Progresamos en el Tiempo y todo va a salir bien, aunque bien cierto que vamos a hacer nada y inequívoco que podríamos hacer mucho; el bien es colectivo, si dominamos en la destrucción ¿porqué no vencemos en el respeto a la vida?.

No ha habido planes, no hemos actuado preparados, hasta cierto punto la incertidumbre es creativa, pero cuando intervenimos en la vida de otros no hay lugar para ella; actuamos, una proeza que siempre ha de tener la consecuencia del respeto.

 

Tomas Temp, CorreusdeCatalunya.net 20140331

Modificado por última vez en Lunes, 31 Marzo 2014 11:03

You have no rights to post comments